Por segundo año consecutivo estamos felices de presentarles nuestra producción de Mujeres Épicas. Ellas son las mujeres que fueron entrevistadas en nuestra columna de Mónica Villanueva durante todo 2018. Fueron elegidas por haber superado sus propios desafíos induviduales. Cada una de ellas es, para nuestra sociedad, un ejemplo de vida, el cuál te mostramos para que te animes, para que luches por tus propios sueños, para que enfrentes tus limitaciones. Todas podemos ser una mujer épica, si nos animamos a vivir la vida de manera diferente, sin miedo, con determinación, haciendo bien a quienes nos rodean, soñando con un mundo mejor y poniendo manos en acción.

Te invitamos a conocerlas:

Alejandra Giampieri

Cuando te mira abre bien grandes sus ojos y te recorre con una mirada cálida, inquieta, observadora. Es muy activa, sencilla y locuaz, desde joven se enfrentó al desafío más importante que le deparó la vida: el autismo de su hijo Nicolás. Y si bien cuando le diagnosticaron este síndrome le costó aceptarlo miro para adelante- como siempre- y empezó a recorrer un camino duro, estremecedor y muy cansador entre consultas, médicos, diagnósticos, estudios, especialistas y todo lo que había que hacer para ayudar y sacar adelante a su niño. Hoy sigue esperando la respuesta de un ¿por qué? para poder encontrar la tranquilidad.

Entregó todo y más convirtiéndose en una leona de esas que protegen a sus cachorros contra las adversidades más difíciles. El amor incondicional de una madre la llevo a acompañar, contener y ayudar a Nico en su aprendizaje, juntos descubrieron la vida de otra manera, de una manera especial para comprenderse y sostenerse en ese vínculo que experimentan, disfrutan y los mantiene unidos. Mira para atrás y hoy puede ver con satisfacción los frutos del esfuerzo, aunque está muy consciente que Nico todos los días incorpora algo nuevo.

Con sus sólidos 53 años Alejandra Giampieri, la querida profe de educación física del I.P.E.M. y T. N° 30 nos abrió su corazón para permitirnos conocer su historia llena de valor y entrega. La ayuda de su familia fue fundamental en este proceso para aliviar las grandes responsabilidades, entre todos se hizo más fácil de sobrellevar.

Madre de cuatro hijos de quienes se siente más que orgullosa: Celeste (29), Ignacio (25), Nicolás (23), Francisco (18) y abuela de Renzo quien le cambió la vida dándole un motivo más para disfrutar la vida, un nieto hermoso que le ilumina el rostro con sólo nombrarlo. Está separada de su compañero de toda la vida José Luis Arce con quien mantiene una excelente relación después de un largo camino recorrido.Compartimos una charla tan profunda y conmovedora donde el amor está sobre todas las dificultades sólo hay que permitirse creer.

Lee la entrevista de Alejandra haciendo clic aquí

Lorena Castellano

A los 37 años encontró felizmente la plenitud de la vida logrando lo más preciado: su familia. Ser hija única la llevó a fantasear con la idea de una familia numerosa, hoy es madre de María Paz (4) y Fernando Gabriel (8 meses), distribuye su tiempo entre sus múltiples obligaciones, pero siempre tratando de brindar calidad al tiempo de la familia.

Ser la esposa del intendente de la ciudad de Monte Cristo no la condiciona, sino que le permite compartir sus inquietudes y pareceres con el hombre más importante de la ciudad.

Nacida en Laboulaye eligió la carrera de contadora pública por tener facilidad para los números lo que la obligó a emigrar desde muy joven hacia la ciudad de Córdoba. Hoy se siente muy atraída por los niños, los que la sensibilizan en todos sus aspectos.

Perseverante y tenaz siempre atenta a resolver las situaciones adversas la definen con una personalidad fuerte y decidida a la vez sensible y detallista.

Su mejor terapia es la cocina, donde encuentra la satisfacción de preparar con amor- como hace con cada cosa- lo que más le gusta.

Es docente en el I.P.E.M. y T. N° 30 y el trato con los adolescentes la entusiasma y le da una perspectiva distinta porque le gusta acercarse y conocerlos más allá de lo estrictamente académico.

Lee la entrevista a Lorena haciendo clic aquí

Verónica Gazzoni

Mueve sus manos para acompañar sus palabras, los gestos de su cuerpo van de la mano con la expresividad de sus ojos que siempre están atentos y luminosos. Llega como un torbellino porque su vida es vertiginosa, hace varias cosas a la vez, quiere cumplir con todo en forma coherente y responsable, su energía parece no agotarse nunca y reclama más horas del día para poder cumplir con todos.

Siempre fue y será “la Vero”…esa muchacha que le gusta vestirse de remera, jeans y zapatillas, compartir una cerveza con amigos y disfrutar los pequeños momentos que le terminan dando el sentido a la vida misma.

Hoy, es la Legisladora provincial por el departamento Río Primero, una joven inteligente y decidida que luchó siempre para que sus valores-recibidos desde el seno familiar- sigan firmes en cualquier circunstancia.

Muestra un carácter fuerte y aguerrido, pero en el fondo es una mujer muy sensible que se emociona con lo cotidiano. Hija de un histórico radical de Monte Cristo como Roberto “Beto” Gazzoni desde muy pequeña se rodeó de todo el círculo político que frecuentaba su padre y con el paso del tiempo fue aprendiendo. Crecer con la actividad política de su padre lo convirtió en su referente y ejemplo para apasionarse por lo social. Recuerda con emoción a su nono “Carlos” de quién heredó forjar el criterio para expresarse.

Reniega de su escaso tiempo que le impide dedicarse a la familia con la firme convicción que sus afectos son el cable a tierra indispensable para no perder de vista la realidad. Por esto mismo tampoco nunca dejó de trabajar en su actividad privada para no depender únicamente de su función pública a la que considera transitoria.

Pasó por todos los cargos partidarios y trabajó incansablemente por sus ideales… hoy a los 42 años, sostenida por sus vínculos y su pareja (Mauro) desde hace 3 años, sigue proyectando y trabajando por un lugar mejor para todos donde la justicia nos haga mejores personas.

Lee la entrevista a Verónica Gazzoni haciendo clic aquí

Roxana Prieto

En estos 45 años sus experiencias le enseñaron a obtener de cada momento una enseñanza para ver la vida en positivo y siempre tener la esperanza de que lo mejor está por llegar. A los 3 años por decisión materna la danza entro en su cuerpo y desde ese momento no salió nunca más. El baile la salva y la consagra, la moviliza y la estremece, le da la vida y la completa.

Estuvo en la cúspide del éxito como también padeció estar en lo más bajo y empezar de cero sin nada una y otra vez, aprendió a redimirse de las heridas más profundas y levantarse para continuar por sus hijas, por la familia.

Su vida personal y artística es tan intensa que por momentos parece extraída de una película. Un accidente de tránsito le arrebató a su hijo de 4 años.  Se consagró al recibir un premio “Carlos” al mejor espectáculo infantil en 2010 en Villa Carlos Paz. Padeció la desilusión del amor que la llevó a divorciarse. Cuando menos lo esperaba fue elegida para crear y dirigir en Monte Cristo el Ballet Municipal y posteriormente la designaron a cargo de la Dirección de la Cultura Municipal. En un momento tan importante en su faceta artística le diagnosticaron cáncer…sin dudas una vertiginosa vida en el límite del sufrimiento o en la felicidad absoluta pero siempre dispuesta a dar lo mejor de sí porque no concibe vivir de otra manera.

Madre de Rocío y Lara y abuela de la hermosa Emma a quien considera su transcendencia,  hoy está en pareja con Walter con quién apostó nuevamente por el amor logrando la armonía de una familia ensamblada.

Por su cuerpo corre sangre india y española lo que la convierte en una mujer aguerrida, impulsiva, libre y soñadora. Supo enfrentar los desafíos de su baja estatura capitalizándolos a su favor y convirtiéndolo en posibilidad de éxito.

Lee la entrevista a Roxana Prieto haciendo clic aquí

Cooperativa Textil Monte Cristo

Representándolas: Beatriz Medrano y Marcela Ludueña

Son sinónimo de perseverancia, voluntad, pasión, trabajo y unas ganas enormes para salir a enfrentar las situaciones adversas sin perder nunca la esperanza.

En el 2013 a este grupo de mujeres el mundo se les vino abajo. La posibilidad concreta de perder su fuente de trabajo las hizo sentir esa horrible sensación de incertidumbre y angustia.

La mayoría comenzó desde muy joven el oficio de costureras, es lo que saben hacer, lo que aprendieron, lo que sus manos y cuerpo perfeccionaron frente a una máquina desde hace tantos años. En ese camino adquirieron la disciplina, el compromiso y la responsabilidad frente a sus trabajos eso fue la base fundamental de su continuidad laboral.

Golpeando y abriendo puertas fueron encontrando la posibilidad de salir adelante. La enseñanza de pasar de ser empleadas a emprendedoras les dejo un camino de mucho aprendizaje a fuerza de sacrificio pero a pesar del sufrimiento pudieron salir adelante y hoy la satisfacción es enorme.

La mayoría- sostén de familia- decidieron juntas, en equipo como aprendieron a trabajar, a decir “podemos”. En estos cincos años de haber formado la cooperativa  de trabajo textil “Confecciones Monte CristoLtda”  se conocieron más que en los últimos 20 años de haber compartido el mismo trabajo. La fortaleza de cada una se unió y se hicieron invencibles.

Lee la nota completa haciéndo clic aquí

Analía Ríos

Por una invitación de sus amigos decidió formar parte del mundo de los scouts incorporándose y adquiriendo esta forma de vida donde los valores, principios, amor al prójimo y defensa de la vida sana y la naturaleza fueron los que la terminaron de apasionar para siempre.

Sencilla, humilde y generosa le gusta tomar mate para compartir ese momento con amigos. Ya lleva 25 años de su vida ocupando sus tiempos libres en compartir, planificar, acompañar y ser parte de un consolidado grupo en la que participan niños y adolescentes a lo largo de este camino recorrido.

“Colibrí Dispuesta” es el tótem que la identifica y la muestra en una actividad de servicio hacia la comunidad. Su espíritu scout la llevó a realizar varias travesías como el cruce de los Andes, la caminata de Tilcara Calilegua, entre otros viajes que experimentó con amigos como también los Jamboree scout en los que participó.

Por el grupo pasaron muchas generaciones y muchas experiencias vividas en especial con los tradicionales campamentos donde las anécdotas y momentos vividos marcan a fuego a sus participantes.

Lee la entrevista completa haciendo clic aquí

Marilena Fernández

A sus 34 años se encuentra plena y feliz junto a su familia. Reciente madre de Gaspar (5 meses) es una aventurera de corazón abierto y scout por elección.

En el año 2010 decidió ser uno de los 31 expedicionarios que hicieron el cruce Sanmartiniano por el “Paso de los Patos”, arriesgada travesía en la que durante 10 días y 9 noches recorrieron 150 km a lomo de caballo, soportaron temperaturas de 10°C bajo cero y una altura máxima de 4450 mts. Una experiencia dura pero muy reconfortante que le cambió la perspectiva de ver la historia del Padre de la Patria como también a valorar lo que tiene tanto en lo afectivo como material.

Su espíritu aventurero también la llevó a hacer “El camino del Inca” otra travesía muy exigente en lo físico pero que la lleno de energía y vivencias únicas.

Profesora de “Educación Especial”,su vida era vertiginosa y transcurría entre sus múltiples compromisos de docente, empleada, scout, esposa, amiga, ama de casa pero con la llegada de su hijo aprendió a disfrutar de la tranquilidad de estar con su familia.

Marilena Fernández nos relató su experiencia en uno de los cruces de los Andes como también su vida de scout en el grupo que acaba de festejar 25 años de vida además de su flamante maternidad. Una mujer intensa, inquieta y soñadora que no se permite reprocharse lo que no hizo por eso está llena de proyectos por delante.

Lee la nota completa haciendo clic aquí

Silvana Coppi

Se la ve radiante, su sonrisa ilumina su rostro. Amable, positiva y con un humor tan simple y ocurrente que siempre roba una carcajada. Su mirada transparente transmite la serenidad de una mujer en la plenitud de su vida, con sus defectos y virtudes pero con la firme convicción de que en a la vida hay que transitarla brindando amor para poder recibir lo mismo.

Lleva sobre sus espaldas la responsabilidad de atender, cuidar y brindarse a los bebes que sus madres dejan en la sala cuna municipal porque tienen que trabajar, estudiar o por alguna ocupación. Sin miedo los recibe y los toma como propios en esas horas a su cuidado intenta por todos los medios que no extrañen a sus padres sino que se sientan como en casa. Hablar de ellos la emociona, la estremece y sus lágrimas caen sobre su rostro sin cesar casi hasta quitarle las palabras….esas lágrimas lo dicen todo: amor.

Madre de tres hermosas niñas: Ana Iara y las mellizas Alfonsina y Ernestina. La maternidad la completó en lo personal logrando esa familia que siempre anhelo ayudándola a superar momentos difíciles como decidir empezar una larga terapia para recuperarse y fortalecerse para estar bien y de esta forma estar bien con los demás.

Sus padres son su guía, el puntal que siempre está para sostener y acompañar con los valores, el amor y la entrega que sólo ellos saben darle.

Decidimos charlar con SILVANA COPPI, a ella le toca cuidar a los hijos de otras madres y a su vez tuvo el gran desafío en su maternidad de criar mellizas. Una entrevista llena de emociones y sentimientos a flor de piel donde abordamos el tema más sensible y hermoso para una mujer como son los hijos.

Lee la entrevista completa a Silvana Coppi haciendo clic aquí

Leticia Fernández

Inquieta como pocas, sencilla, activa, competitiva al extremo y con mil ocupaciones pero siempre con una sonrisa a pesar de las dificultades. Encontró en el hockey sobre césped una pasión que la transforma y la empuja a seguir trabajando por este deporte. Lleva en su sangre el legado familiar del amor por el club Atlético El Carmen su segundo hogar, un lugar que atesora y valora por la entrega, esfuerzo y sacrificio que le dejaron sus abuelos.

Docente por vocación y con ansias de desafíos permanentes que la motiven a seguir buscando nuevas propuestas. También realiza trabajos personalizados con varios alumnos entre los que se destacan Nacho y Sole con quienes el aprendizaje es mutuo y el vínculo inseparable, ellos son quienes muchas veces logran borrar el cansancio de sus agotadoras jornadas.

Sus 33 años la encuentran  plena y llena de proyectos con un montón de sueños por delante que le hacen mirar con optimismo su futuro en especial cuando el eje de su vida se está inclinando en sus propias necesidades de mujer ya sin mirar tanto al otro sino en concretar deseos personales.

“Épicas Mujeres” compartió con Leticia Fernández una charla diferente abordando su mirada en el mundo del deporte, la docencia, los sueños y frustraciones de una joven perseverante que busca siempre crecer y trabajar para brindar una mejor calidad de vida desde su profesión.

Lee la entrevista a Leticia Fernández haciendo clic aquí

Agradecemos a todo nuestro equipo de producción que se convirtieron en hadas madrinas de estas soñadoras. Con su talento y su humildad nos brindaron la posibilidad de agazajarlas. Gracias:

  • Ariel Sosa Galian (maquillaje)
  • Jael Montibello (maquillaje)
  • Lucila Alvarez (maquillaje)
  • Yamilé Marquez (peinados)
  • Walter Montenegro (peinados)
Walter, Jael, Lucía, Ariel y Yamilé

Esta fue una producción especial de Soledad Quintero y Mónica Villanueva para Épicas Mujeres.

Agradecemos especialmente a la Municipalidad de Monte Cristo por su colaboración en la organización de esta producción.

Viví con nosotros toda la emoción en este video