Emprender es una palabra que está muy de moda. En nuestro país tiene un gran significado, ya que nos acostumbramos a los vaivenes de la economía y a adaptarnos para sobrevivir. Si analizamos el lado positivo de la cuestión, podríamos decir que para salir adelante los jóvenes tienen que aprender muchas estrategias, no basta con estudiar una carrera, hay mucho más por hacer y aprender.

Hoy queremos hablarles de un emprendimiento local que sale de todos los esquemas preconcebidos y conocidos en nuestra ciudad. Es muy común ver abrir comercios, que generalmente terminan siendo tiendas de ropa o comida, sin embargo hace un par de meses que apareció una propuesta totalmente diferente, tan diferente que aún la gente pregunta: pero… qué vendría a ser eso? Y sí!, bravo por quienes se animan a ser diferentes!

Hernán y Alicia, son dos jóvenes de Monte Cristo que tienen sus profesiones, cada uno tenía su trabajo y una estabilidad económica asegurada, pero en ambos vivía la necesidad constante por hacer algo constructivo con sus vidas. Y cuando digo constructivo no me refiero a tener una casa, un auto y un buen pasar, me refiero a “construir la sociedad que queremos tener”. Por eso, después de mucho pensar, de idear e imaginar, decidieron abrir: Taller Bar Cultural.

Alicia es Trabajadora Social, valiente, aguerrida, sencilla y comprometida; Hernán es diseñador industrial, creativo, aventurero, conciliador, generoso y soñador. El propósito de ambos, su sueño, es dejar una huella , colaborar a lograr la sociedad que todos queremos. A diferencia de la mayoría de las personas que se quejan todo el tiempo, ellos ponen manos a la obra para generar este espacio acogedor donde la gente puede pasar un lindo momento, participar, compartir y aprender en alguna de las tantas propuestas que cada semana se realizan con el objeto de estimular una sociedad pensante, progresiva y comprometida.

Unas pocas mesas en el bar son suficientes para encontrarse con amigos y chalar sobre la vida. El bar ofrece productos diferentes, saludables y sobre todo, ricos: Café tostado natural, blends de té orgánicos en hebras, café de higo o algarroba, torta de zanahoria, fermentos probióticos (kombucha), frutos secos y alimentos veggies, como su “sanguche de milanesa deseitan“. Además, ofrece productos artesanales locales, como lacerveza tirada, el pan con semillas, tortas, alfajores y dulces caseros. La idea es disfrutar de la comida de manera consciente y sana, conocer el origen de lo que nos alimenta y dar trabajo a nuestra comunidad.

Brenda Valverde, artista y tallerista, haciendo un hermoso mural en TALLER

Y aprender, ni hablar… cada semana se suman más talleres culturales de diversas temáticas para que todos podamos desarrollar aptitudes y estimular nuestra creatividad, socializar con personas y crear nuevos vínculos que nos permitan mirarnos de otra manera: inteligencia emocional, escritura creativa, mosaiquismo imitación, cocina consciente,  consultoría social, arte para niños, fotografía inicial, además de diversos talleres y charlas esporádicos, donde se buscan compartir experiencias principalmente de vecinos de nuestra localidad.

Algunas noches se puede disfrutar de bandas en vivo o proyecciones de películas muy interesantes que incentivan el intercambio de diferentes puntos de vista sobre temas de los que no solemos hablar. Cuán bueno sería practicar el increíble arte del diálogo consciente y constructivo, para que esos temas que nos provocan escozor por falta de conocimiento o pudor pudieran ser una oportunidad de crecimiento, ese es el objetivo de Taller Bar Cultural.

De eso se trata la propuesta. Bravo chicos!

Taller Bar Cultural.

Poeta Vazquez Ludueña 21, Monte Cristo. Cel.: 3516854724

Horarios:

Lunes a Miércoles de 9 a 12h y de 17 a 20h

Jueves a Sábados de 9 a 12h y de 17 a 24h

Domingos de 18 a 24h